martes, 26 de enero de 2010

FÓRMULAS AGOTADAS


El sábado me enteré de que Jean Simmons había muerto. Y me dio penurcia. Era mayor, muy mayor. ¿Y qué? Recuerdo su perfecto rostro en no pocas películas. Serena, medida y controlada. Actriz inglesa de los pies a la cabeza. Quise y decidí hacerle un pequeño homenaje volviendo a ver Cara de ángel. Una de mis películas favoritas de ella. Una de mis películas favoritas, punto. Acabé aún no sé de qué manera (como cuando bajas al chino a por leche y vuelves ocho horas más tarde con la tripa convertida en una sede de Mahou) viendo ¿Hacemos una porno?


Le sigo teniendo cariño a Kevin Smith. Por los ratazos que me ha hecho pasar en el cine. Por la hilarante Clerks, por la divertida Mallrats o por la sublime Persiguiendo a Amy. Por crear a dos personajes como Silent Bob y Jay. Por lograr que lo pasara bien con la estúpida Jay y Bob el silencioso contraatacan. Por conseguir que fuera a ver Dogma y Clerks 2 y que ambas me sacaran más de una sonora carcajada. Por ser lo mejor de la última entrega de La jungla de cristal... En fin y resumiendo: a mi Kevin que no me lo toquen. Que sí, que vale, que hace mucho que no se saca de la manga una genialidad como las de antaño. Pero no lo puedo evitar: he crecido con él. Así que me dispuse a ver sin mucha expectativa pero con bastante gana ¿Hacemos una porno? Porque, además, el prota es Seth Rogen, un tipo que desprende tanta comicidad como entrañabilidad. Por sus cuatro costados. LE ADORO. Bien. La cosa no empieza mal. El planteamiento me hace gracia. Alguna línea de diálogo también. Es inocua, pero no me importa. Es un pelín blanda, pero no me parece mal. Pero hay un punto, uno, en el que se va al garete. Y ahí digo: ¿¿QUÉEE?? Kevinsmithdelniñojesús ¿¿QUÉ?? Vaya, que me acaba sabiendo a truñín (la diferenciación del nota entre hacer el amor y follar, lo siento, me llega al alma). No compro. Mi afecto por Kevin Smith sigue, eso sí, intacto.


Al día siguiente, la historia se repite cambiando los nombres. Donde dije Kevin pongan Guy. Donde escribí Seth lean Robert. Ahí que me voy con un amigo a ver Shelock Holmes, él va con más ilusiones (a mí ya me las han quebrado un poco). A priori digo que a Guy Ritchie casi siempre le encuentro su punto, que siempre he defendido a Robert Downey Jr. y que Jude Law es un tío al que respeto, como poco. A posteriori digo: qué mala, pero qué mala y qué remala. Sherlock Holmes es una mierda. Así lo digo y tan pancho me quedo. Aburrida y lenta. Previsible. Con algunas escenas de llorar. Una historia terribile. Un malo de chichinabo. Coge lo peor de cada casa: el cartón piedra de Moulin Rouge, la ingenuidad de Walt Disney, la acción del más lamentable Bond que puedas recordar... Y empeora los trucos de Indiana Jones, el oscurantismo de El nombre de la rosa, las intrigas de Se ha escrito un crimen (juro que eran mejores). Que hay frases enormes, sí. Que Jude Law está grande grande, sí. Que Robert Downey Jr se sale, también (para mí que es porque su personaje tiene ecos a su Iron Man). Pero ya, ya, ya. Me vinieron a la cabeza (vaya usted a saber por qué) Prestige: el truco final o El ilusionista o ambas (las vi seguidas y en mi memoria nunca he sido capaz de diferenciarlas), sólo que en peor. La pretenciosidad mató al señor Ritchie. Infinitamente superior El secreto de la pirámide, Dónde va a parar...

4 comentarios:

Mylodon Darwinii Listai dijo...

Gracias a ti!

Has visto esto alguna vez?
http://www.youtube.com/watch?v=e6V-L-ZZt3I&feature=related
(te pongo link sólo a la parte uno, pero desde ahí puedes acceder a la 2, 3, 4...)

A mi me dolía la barriga de la risa...

:-)

el brigadier dijo...

Voy a dar más cera que el maestro Miyagi. Por partes:

Jean Simmons fue una de las principales damnificadas de aquel doblaje nauseabundo y melifluo con que a veces castigaban a las actrices americanas en tiempos de paquito (ejercicio de memoria: cerrar los ojos,y visionar a la cursinolis de melania correteando en miriñaque por los corredores de Tara: "escarlata, querida...". aaaaaagh, esa voz)

Vi "hacemos una porno" hace unas semanas. Una cosita sobada, previsible y aburrida. Aporta al género de la comedia lo mismo que el osito de tous a la alta joyería. Y qué decir de esa cabeza de escarola llamada seth Rogen, feo como un triquini y con la gracia de un telediario. Ay, kevinsmith, qué poquitito crédito te queda ya...

y llegamos a Sherlock. Puedo imaginarme la lumbrera del exmarido de madonna: "vamos a actualizar el mito del sagaz detective de baker st. y vamos a hacer de él un superhéroe de marvel a la inglesa". Brillante, guy, tu falta de talento. No obstante, admito lo adecuado de contar con el histrión de Downey hijo para tamaña mierda. Lógica aplastante: ese señor no ha hecho una peli decente en su vida. Lo siento por sus fans pero es que no puedo con él. Sólo verle me da mal rollo. Su afectación, su sobreactuación permanente, ese rollo de niño malo-pero-genial, puajjjjjjjjjj!!!!

el brigadier dijo...

No quiero olvidar recordar el memorable papel de la Simmons haciendo de iluminada en "el fuego y la palabra" junto a ese pedazo de mal actor (según el tapir) de deslumbrante sonrisa conocido como burt lancaster.

En paz descanse.

el tapir nicanor dijo...

dar cera, pulir cera
claro que sí, brigadier