domingo, 25 de julio de 2010

TODAY IS THE DAY



Soy poco permeable a las recomendaciones musicales. No me enorgullezco de ello. Lo digo con boquita piñón, mirada al suelo y rubor mejillil. Esta sordera era para mí un misterio irresoluble. Hasta aquí y hasta ahora. ¿Por qué, si soy bastante obediente en lo que a libros y películas se refiere, me es tan complicado hacer caso de las indicaciones disquiles? Estos días he encontrado la respuesta. Mi cerebro parece almacenar la información en cuestión para hacer uso de ella cuando realmente se presenta la oportunidad. Dicha oportunidad ha de venir siempre dada por el puro y simple azar. Un día escucho una canción que salta en algún lugar de forma improvisada y entonces me digo 'ah', y entonces recuerdo 'oh' todo lo que me dijeron, y lo busco y 'ey' suele gustarme. Pero porque aquel era EL momento y EL lugar. De pronto, te reconoces ahí. Tu cronología está ahí. Biografía cantada. Presente musicado. Tal cual. Pero es ESE momento, no el de hace un año o seis meses o tres semanas. Había que esperar. Tenía que llegar. Una especie de absurdo e indescifrable, pero ineludible, ritmo interno. Algo así me ha sucedido con Nudozurdo, grupo del que me habían hablado miles de veces en términos más que benevolentes y yo seguía de que no. Por nada, como siempre. Por algo, sé ahora. El otro día escuché, no sé bien por qué, Mil espejos. Dejé de hacer lo que estaba haciendo. Y presté atención. Oh sí. La busqué en Spotify (que es como aquel anuncio de Scotch Brite, ¡Yo no puedo estar sin él!) y la puse tres veces más. Cegado. Luego ya, Sintética del tirón (el primero aún no me ha entrado, salvo la brillante Sólo sabe trabajar, incluso cantada -como lo está- a la Victor Manuel). Y flipé. Una mezcla de obsesión, rabia, dolor y tristeza. Humor negro. Negativo, Ganar o Perder, El hijo de Dios, y, sobre todo Ha sido divertido (¡la letra!, sencillamente no me lo podía creer).
Seguiré dejando pues que el destino decida. No me lo tomen a mal.

4 comentarios:

el brigadier dijo...

mola mogollón.
A la manera del perro de Up!: "los he escuchado una vez y ya los quiero"

Cristo dijo...

:)
Son increíbles.

Mylodon Darwinii Listai / Milodón dijo...

Yo los vi en directo en la Sala Caracol el mismo día que descubrí a Los Punsetes.

El resto es historia...

jajaja

cRIOPAK dijo...

Yo también los descubrí hace poco, en la oficina de la terraza de Tio Pepe donde Juan a veces nos martiriza pero las más nos ameniza y "educa" los gustos musicales.
Escuché Nudo Zurdo hasta la saciedad y... LIKE como dicen en FB.